Previa: San Francisco 49ers vs. Tampa Bay Buccaneers

sftb
Después de una semana sin estresarnos, ponernos nerviosos, festejar o ir cabreados a la cama, vuelven los Bucs. La bye week es la tregua que tienen los aficionados con su equipo en medio de una guerra. En la actual, Tampa Bay está luchando por encontrarse, por saber a lo que deben jugar y las limitaciones que tienen. Contra Panthers parece que enderezaron el camino pero seguro que esta semana de descanso ha servido para poner temas a tratar sobre la mesa y, también importante, recuperar lesionados.

Igualmente, las bye week están un poco mitificadas. Se suele decir que tras una semana sin partido, las cosas deberían ir por el camino de la victoria, pero nada más lejos de la realidad. Os dejo el Vlog de Alfonso Colmenar donde lo explica detalladamente:

En esta ocasión el rival son unos mermados San Francisco 49ers. Los de la bahía tiene las bajas de sus dos jugadores más importantes, uno en defensa y otro en ataque: Navorro Bowman y Carlos Hyde. Por lo que tendrán que contar con Shaun Draugh y Mike Davis como reemplazo del running back de Ohio State. Bajas muy sensibles, sí, y que influyen en total manera en el juego de los de Chip Kelly.

Pero, qué tienen que hacer los Bucs para ganar?

Primer down: feed the troll 

NFL: OCT 02 Broncos at Buccaneers

Charles Sims y Doug Martin vuelven a estar de baja. Uno de los mejores one-two punch de la liga es incapaz de mantenerse sano y eso se traduce en la más absoluta miseria. Pero no para Tampa. Por suerte, Jason Licht y su equipo tiene un buen ojo para los running backs e incorporó a Jacquizz Rodgers una vez empezada la campaña. Trabajó con Dirk Koetter y Mike Smith en Atlanta pero fue el que llevó el peso del ataque en la victoria contra Panthers.

En este partido no debería ser diferente. La defensa de San Francisco, con bajas tan importantes como la antes mencionada, está situada a la cola en la defensa contra la carrera. En todas sus derrotas no han permitido un número menor de 127 yardas por tierra y en su última aparición LeSean McCoy y los Bills corrieron para 313 yardas. Es difícil predecir como irá un partido pero de buen seguro que Tampa Bay sabe qué y cómo tiene que explotar esta gran debilidad.

Y un consejo: si tenéis a Jacquizz Rodgers en alguna Fantasy, ponedlo. Los Bucs han incorporado a Antone Smith y tienen detrás al rookie de Auburn Peyton Barber pero Rodgers debería llevarse la mayoría de balones.

Segundo down: disciplina para parar al Afro 

rawimage

Entre polémicas sobre el himno y un envidiable pelo (justo por detrás de Kenny Bell y el insuperable Tiquan Underwood) Colin Kaepernick recuperó la titularidad en el partido contra Bills. Con rumores sobre el estado de su brazo, Kaep ha tomado el mando de los ataque de Chip Kelly. Y qué queréis que os diga, a mí me da respeto. Sí, pasando no es ninguna maravilla. Tampoco toma sus mejores decisiones. Pero el sistema de Kelly puede hacer rendir a Kaepernick sin necesitar un estado de forma espléndido.

En el partido contra Bills, el QB de Nevada corrió para 66 yardas y sus pases largos se quedaron, la mayoría, bastante cortos. La defensa de Mike Smith deberá estar atenta al read-option y la disciplina es la mejor forma de combatir un ataque así. “Quédate en tu gap, haz tu trabajo.” ¿Os acordáis cuando Ken Whisenhunt y Marcus Mariota se pasaron por la piedra a Lovie Smith y su defensa a base de read-options y pases cortos? Yo sí. Y creo que esta es una nueva oportunidad para Mike Smith para distanciarse de su predecesor.

La buena noticia es que la defensa recupera a Gerald McCoy aunque parece que está tocado. La mala: Robert Ayers y Clinton McDonald siguen en el dique seco.

Tercer down: no dar oportunidades innecesarias

jameis-winston-takes-two-steps-back-against-arizona-cardinals-1474247459

Contra Panthers fue el primer partido de la temporada sin ningún turnover ofensivo. Ya era hora. Dirk Koetter supo reconducir la situación y minimizar las participaciones clave de Jameis Winston. Era la primera vez en toda la temporada que Tampa Bay se jugada terceros downs corriendo síntoma del bache de QB estrella de Florida State.

Contra 49ers, Koetter debe seguir la misma tónica. No dar oportunidades a un rival con bajas importantes y, me atrevo a decir, inferior a los Bucs. Así es cómo se pueden perder los partidos de este estilo. Y no creo que el staff ofensivo haya perdido la confianza en Jameis Winston como dijo Jon Gruden en la retransmisión del Monday Night. Más bien, están sabiendo hacer que recupere la confianza de forma paulatina, sin exponerlo a riesgos innecesarios que, obviamente, contra Cardinals y Rams fue imposible esconder.

Cuarto down: suplir a Vincent Jackson

vincent-jackson-military-moms

El veterano receptor Vincent Jackson ha acabado su andadura, con casi total seguridad, como Buccaneer en la lista de lesionados. El gran #83 ha realizado muy buenas temporadas en las épocas pasadas pero esta campaña se ha notado bastante añejo. Una lesión le ha apartado no sólo definitivamente de los planes para el equipo esta temporada sino, quizá, de la liga.

Ahora Dirk Koetter debe improvisar una solución y la semana de descanso le ha venido de perlas. Con Mike Evans y Adam Humphries en sus roles fijos, Cecil Shorts se erige como el sustituto de VJax. Su mejor temporada como receptor fue en 2012 con Jacksonville a las manos del ahora 49er Blaine Gabbert con 979 yardas y siete touchdowns. Winston va a necesitar que Shorts sea un receptor fiable para mover las cadenas en terceros downs y no echar de menos a un gran jugador venido a menos.

Resultado: Touchdown

San Francisco 49ers 17 – 31 Tampa Bay Buccaneers

Entre nosotros, este me parece un partido trampa. Un partido palmable pero a primera vista muy ganable. Como ya he dicho, es, de nuevo, otra ocasión para distanciarse de anteriores regímenes. Conservar una mentalidad sin errores y disciplinada es clave para llevarse un partido en el que, a priori, debería ser una W en el casillero.

Overtime: El recuerdo

En 2010, con unos Buccaneers en racha y unos 49ers con Troy Smith, los de Raheem Morris jugaron un partido muy serio para ganar en Clandestick Park 21-0. ¿La jugada del partido? El touchdown del gordo. Donald Penn a pase de Josh Freeman. Cómo olvidar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s